Insomnio en personas con VIH

Francesc Martínez
Ver otras noticias

Un estudio revela mayor incidencia de insomnio entre las personas que toman efavirenz o que tienen depresión

El insomnio ha sido descrito en múltiples estudios sobre el VIH. Se ha sugerido que puede aparecer en cualquier fase de la infección y conducir a una reducción general de la calidad de vida de las personas con el virus; no obstante, existía una clara necesidad de un estudio sobre la relación entre VIH e insomnio.

Científicos británicos han llevado a cabo una investigación retrospectiva transversal de diferentes estudios sobre el insomnio asociado a la infección por VIH. Los estudios se obtuvieron a partir de bases de datos electrónicas como MEDLINE, EMBASE, PSYCHLIT y CINAHL entre 1985 y 2003. Un total de 69 estudios fueron examinados y, de éstos, 29 cumplieron los criterios de inclusión establecidos.

Los estudios analizados se pueden dividir en dos grandes grupos: los que buscan cambios en el sueño de una manera objetiva (mediante la monitorización) y los que obtienen la percepción subjetiva del paciente.

Los estudios objetivos suelen usar la polisomnografía (PSG), un conjunto de mediciones efectuadas durante el sueño que se intenta correlacionar con la aparición de insomnio, pero el número reducido de pacientes que participaron en los estudios así como la variabilidad entre estos últimos y que obstaculizaba su comparación impidieron obtener datos concluyentes a partir de este tipo de estudios. Por otra parte, los estudios subjetivos se basaron en cuestionarios, siendo el Índice de Calidad del Sueño de Pittsburg (PSQI, en sus siglas en inglés) el empleado de forma mayoritaria. Dicho cuestionario evalúa la calidad subjetiva del sueño, su latencia, duración, eficiencia habitual, molestias durante la noche, uso de hipnóticos y disfunción durante el día.

Una de las investigaciones incluidas en el estudio reveló que un 73% de los pacientes con VIH presentaba insomnio. Esta prevalencia comparada con la de la población general (10-40%) nos muestra la mayor incidencia en personas con VIH.

En relación con la terapia antirretroviral (TARV), sólo se obtuvieron resultados significativos al evaluar efavirenz. Se comparó un tratamiento antirretroviral basado en efavirenz con otro que incluía un inhibidor de la proteasa (IP). Después de cuatro semanas, un 35% de los pacientes que tomaban efavirenz experimentó insomnio en comparación con sólo un 4% de los que recibían un IP (p<0,01).

El factor que evidenció una asociación más importante con el insomnio en personas con VIH fue la presencia de una enfermedad psicológica. La ansiedad y la depresión tienen una incidencia elevada en personas con VIH (55 y 32%, respectivamente). El análisis multivariable de los datos mostró a la depresión como un factor de riesgo de sufrir insomnio en personas con VIH (cociente de probabilidad [CP]: 1,17; intervalo de confianza del 95% [IC95%]: 1,01-1,36).

El estudio concluye que son necesarios estudios de mayor amplitud para aportar más datos y permitir la caracterización de un mayor número de factores de riesgo de padecer insomnio en pacientes con VIH.

Fuentes: NATAP/Elaboración propia.
Referencia:  Reid S, Dwyer J. Insomnia in HIV infection: a systematic review of prevalence, correlates, and management. Psychosom Med. 2005 (Mar-Apr); 67(2):260-269.

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD