La suplementación con ácido fólico reduciría los riesgos de defectos congénitos al tomar dolutegravir durante el embarazo

Francesc Martínez
Ver otras noticias

Un estudio en ratones vincula los bajos niveles de ácido fólico a un mayor riesgo de defectos en el tubo neural en fetos expuestos a dolutegravir

Un estudio publicado en AIDS ha concluido que bajos niveles de ácido fólico o folatos (vitamina B9) aumentan el riesgo de defectos en los tubos neurales en fetos de ratones expuestos a dolutegravir en condiciones experimentales. Ello pondría de manifiesto la importancia de la suplementación con ácido fólico a mujeres con el VIH en edad fértil.

Los folatos se encuentran en vegetales de hoja verde, algunas frutas y en cereales integrales. El ácido fólico es la forma molecular para la suplementación, a través de la cual se corrige el déficit de vitamina B9. Dolutegravir (Tivicay®, en Triumeq®, Juluca® y Dovato®) bloquea la receptación del ácido fólico, lo que explicaría la mayor tendencia a presentar problemas en el tubo neural de los recién nacidos de mujeres con el VIH observada en un estudio realizado tiempo atrás (véase La Noticia del Día 22/05/2018), aunque un estudio posterior no halló dicha asociación (véase La Noticia del Día 25/07/2019), quizás por haber sido llevados a cabo en países donde se fortifican diversos alimentos con ácido fólico.

Para arrojar un poco más de luz a este asunto, investigadores estadounidenses llevaron a cabo un estudio en ratones en el que evaluaron los efectos de la exposición a dolutegravir en fetos de ratonas alimentadas con dieta baja en folatos (0,3 mg/Kg) o dieta con contenidos saludables (3 mg/Kg) de dicho compuesto. Las ratonas, al quedar embarazadas, continuaron con la misma dieta del grupo al que habían sido asignadas y fueron distribuidas a tres grupos de dosis de dolutegravir: dosis equivalente a la usada en humanos (n= 43), dosis 10 veces la equivalente a la utilizada en humanos (n= 40) o dosis 50 veces la equivalente a la usada en humanos (n= 41).

Un grupo control (n=45) no recibió dolutegravir y mantuvo su dieta preasignada. Las ratonas fueron sacrificadas al día 18 de embarazo y los fetos fueron analizados.

El estudio no halló efectos de dolutegravir sobre el peso corporal de las ratonas. Por otro lado, tampoco se observaron defectos derivados de bajos niveles de folato en las ratonas embarazadas.

La dieta baja en folatos se asoció a un menor número de fetos viables en las dosis más elevadas de dolutegravir respecto a lo observado en el grupo control con dieta baja en folatos.

La dosis de dolutegravir no condicionó el peso de los fetos, el número de fetos por embarazo o la viabilidad de los fetos.

Un total de cuatro fetos presentaron defectos en el tubo neural. Todos ellos habían sido expuestos a dolutegravir en grupos con dietas bajas en folatos. La incidencia de defectos en el tubo neural fue del 0,415%, muy superior a la típica en los ratones estudiados en condiciones normales (que es del 0,1%; p =0,0007).

Se comprobó que en tres fetos (todos expuestos a dolutegravir, pero con dietas tanto bajas como normales en folatos) se dieron casos de labio leporino, lo que se tradujo en una incidencia significativamente superior a la observada normalmente en este tipo de ratones (p= 0,063).

En la misma línea, las anomalías en las costillas fueron más frecuentes en fetos expuestos a dolutegravir independientemente de la dieta de las ratonas.

Los investigadores concluyeron que sus hallazgos apoyan el uso de suplementos de folatos -ya sea a nivel poblacional o de forma específica en embarazadas- para proteger a los fetos frente al riesgo de defectos en el tubo neural asociados a dolutegravir.

La protección de los suplementos de ácido fólico frente a defectos en el tubo neural ya fue evidenciada en un amplio estudio realizado en población general, que llevó a EE UU a fortificar los cereales con ácido fólico y a la mayoría de países europeos a proporcionar suplementación con ácido fólico a mujeres embarazadas.

Una revisión sistemática de estudios halló que la fortificación obligatoria se asoció a una prevalencia de defectos en el tubo neural inferior en un 50% a la observada en países sin política de fortificación.

La fortificación de los alimentos con ácido fólico no está suficientemente extendida en las áreas de África con mayor incidencia del VIH, lo que ha llevado a muchos de dichos países a evitar la prescripción de dolutegravir durante el embarazo. En dichos países sin políticas de fortificación, los defectos en el tubo neural en fetos expuestos a dolutegravir se dan con cierta frecuencia y ponen de manifiesto la necesidad de, si no es viable fortificar los alimentos en general, al menos proporcionar suplementos de ácido fólico a las mujeres con el VIH.

Fuente: Aidsmap / Elaboración propia (gTt-VIH).

Referencias: Tukeman GL et al. Dolutegravir-induced neural tube defects in mice are folate responsive. AIDS 38: 439-446, 2024.DOI: 10.1097/QAD.0000000000003639

Quinn M et al. Global heterogeneity in folic acid fortification policies and implications for prevention of neural tube defects and stroke: a systematic review. eClinical Medicine 67: 102366, 2024 (open access).

Suscríbete a los boletines

Utiliza este formulario para suscribirte en los diferentes boletines. Si tienes cualquier problema ponte en contacto con nosotros.

Al continuar, confirmas que has leído el aviso legal y aceptas la política de privacidad.

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD