Un paso más cerca de retirar la restricción de entrada a EE UU a las personas con VIH

Michael Carter

Las esperanzas de que las restricciones existentes en EE UU para la entrada de personas con VIH sean finalmente eliminadas se han visto alentadas cuando el Gobierno estadounidense indicó que había finalizado una revisión para retirar el VIH de la lista de enfermedades transmisibles que prohíben la entrada en el país norteamericano.

Una vez se hayan derogado las regulaciones, el VIH dejará de constituir un impedimento para que los visitantes o inmigrantes puedan entrar en EE UU.

Ahora, tendrán lugar dos períodos de consulta que podrían concluir en la eliminación de las restricciones para finales de 2009.

“Estamos sólo un importante paso más cerca de acabar finalmente con esta prohibición discriminatoria de una vez por todas”, afirmó Joe Solmonese, de Human Rights Campaign (Campaña por los Derechos Humanos), una organización activista con sede en Nueva York.

Hace casi un año, fue revocada la legislación que prohíbe la entrada en EE UU a los ciudadanos no estadounidenses con VIH, excepto en circunstancias excepcionales. Sin embargo, siguen en vigor otras leyes que datan de 1987.

Esto implicaba que las personas con VIH no podían entrar en EE UU, ni siquiera como viajeros, sin obtener antes un visado. El proceso para obtener este documento ha sido optimizado recientemente, pero aún existen numerosos casos de visados rechazados y personas con VIH que no pueden entrar en el país norteamericano si no viajan con la documentación correcta.

Este mismo mes, el activista británico contra la tuberculosis Paul Thorn -que vive con VIH- reveló que se le rechazó el visado después de una invitación a participar como orador en la Cumbre sobre Salud en el Pacífico, organizada en Seattle.

La presión para eliminar las restricciones de viaje ha ido aumentando; la Sociedad Internacional del Sida afirmó hace poco que la Conferencia Internacional sobre el Sida de 2012 sólo se celebraría en la ciudad de Washington si la prohibición de viajar a EE UU era finalmente eliminada.

Ahora mismo, parece probable que la regulación que prohíbe la entrada a EE UU de los viajeros y emigrantes con VIH se va a quitar. El 26 de junio, la Oficina de Gestión y Presupuestos señaló que el Departamento de Salud y Servicios Humanos (HHS, en sus siglas en inglés) podría avanzar con la revisión de las normativas.

Estas normativas revisadas todavía no se han publicado. Una vez se hayan hecho públicas, está previsto un período largo y complejo de consultas y revisión. En primer lugar, serán abiertas a consulta pública durante 45 días. Las normativas pueden ser enmendadas por el Departamento de Salud y Servicios Humanos para reflejar los comentarios. Las normativas corregidas serán devueltas a la Oficina de Gestión y Presupuestos para su aprobación. Posteriormente, se abrirá otro período de revisión de entre 30 y 60 días, tras el cual la regulación revisada entrará en aplicación.

Hasta que se complete este proceso, los pacientes con VIH seguirán necesitando un visado para entrar legalmente en EE UU.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD