Más del 40% de los hombres gay con VIH del Reino Unido no conocen su estado serológico; más de la mitad cree que no tiene VIH

Edwin J. Bernard

Por termino medio, de cada cinco hombres gay con VIH de áreas urbanas en el Reino Unido, dos no están diagnosticados, según una investigación realizada en cinco grandes ciudades británicas presentada la semana pasada en la XVI Conferencia Internacional del SIDA en Toronto por el Consejo de Investigación Médica y la College University de Londres.

Es de señalar que más de la mitad de los hombres sin diagnosticar había recibido una reciente prueba negativa de anticuerpos del VIH y se percibían a sí mismos como no infectados por el VIH.

Los hombres gay suponen la inmensa mayoría de las infecciones por VIH adquiridas en el Reino Unido. Además, los datos sugieren que las prácticas sexuales de alto riesgo entre hombres han aumentado significativamente desde 1998. Sin embargo, los aumentos en la incidencia del VIH son difíciles de verificar a partir de los datos sin procesar del número de hombres gay que dan positivo en la prueba de anticuerpos del VIH cada año, ya que estos quizá supongan infecciones previamente no diagnosticadas y/o un aumento de la realización voluntaria de la prueba del VIH.

A fin de entender mejor las conexiones entre un mayor comportamiento de riesgo, una mayor prevalencia del VIH y una infección por VIH no diagnosticada, el grupo de investigadores de la Unidad de Ciencias de la Salud Social y Pública del Consejo de Investigación Médica en Glasgow y el Centro para la Investigación sobre Salud Sexual y VIH, de la Universidad de Londres, compararon los comportamientos sexuales de riesgo y la prevalencia del VIH en cinco grandes ciudades del Reino Unido.

El grupo de investigadores realizó encuestas transversales en bares, clubs y saunas frecuentadas por hombres gay en Londres, Brighton y Manchester en 2003/4 y en Glasgow y Edimburgo en 2005. Un total de 4.384 hombres completó los cuestionarios y 3.661 proporcionaron muestras líquidas orales, para la realización de la prueba anónima del VIH mediante los equipos de Orasure de frotis de algodón en cavidad bucal. No obstante, más hombres en Manchester (70,4%), Brighton (66,8%) y Londres (62,9%) accedieron a realizar la prueba anónima del VIH que en Edimburgo (54,8%) y Glasgow (48,4%).

La ciudad con la mayor prevalencia de VIH fue Brighton, donde uno de cada siete (13,7%; IC95%: 10,6%-17,5%) hombres que accedió a realizar la prueba anónima de anticuerpos del VIH resultó tener VIH. Sin embargo, Brighton tuvo el menor porcentaje de hombres no diagnosticados: uno de cada tres (33,3%) no eran conscientes de su infección.

Uno de cada ocho hombres gay de Londres (12,3%; IC95%: 10,7%-14,1%) que accedieron a realizar la prueba anónima de anticuerpos del VIH tenía VIH. Sin embargo, de forma preocupante, Londres arrojó el segundo porcentaje más alto de hombres con VIH no conscientes de su estado serológico positivo al VIH, con un 44,1%.

Aunque casi uno de cada dos hombres gay en Glasgow que tenían VIH no era consciente de ello (48,1%), la prevalencia del VIH fue la menor de las cinco ciudades. Sólo un hombre gay de cada 28 que accedieron a realizar la prueba anónima del VIH resultó tener VIH en la ciudad más populosa de Escocia (3,6%; IC95%: 2,5%-5,2%).

Hubo porcentajes similares de hombres gay con VIH no diagnosticados en Manchester (36,7%) y Edimburgo (36,4%), aunque la prevalencia del VIH fue mayor en Manchester (8,6%; IC95%: 6,1%-12,0%), que en Edimburgo (5,5%; IC95%: 3,9%-7,6%).

Tomados en conjunto, se encontró que el 41,2% de los hombres gay en las cinco ciudades que accedieron a someterse a pruebas anónimas del VIH no habían sido diagnosticados. Más de la mitad de estos hombres (53,4%) declaró que su más reciente prueba de anticuerpos del VIH resultó negativa y, por consecuencia, creían erróneamente que no tenían VIH.

El grupo de investigadores también descubrió una relación estadísticamente significativa (todas las comparaciones p<0,01 excepto donde está indicada) entre el estado serológico al VIH y el comportamiento de riesgo. Los hombres con VIH fueron más propensos que los no infectados a declarar relaciones anales sin protección con múltiples parejas (34,8% frente a 16,1%), relaciones anales sin protección con parejas casuales (37,2% frente a 22,2%), relaciones anales sin protección con parejas de estado serológico al VIH desconocido o diferente (32,3% frente a 25,0%, p<0,05), y a haber sido diagnosticados de una infección de transmisión sexual (ITS) en el año anterior (39,1% frente a 16,8%).

Los autores concluyen que “dado el alto nivel de comportamientos de riesgo sexual, infección no diagnosticada y suposiciones incorrectas sobre el estado serológico al VIH, el potencial de transmisión del virus es preocupante” y argumentan que se requieren con urgencia “esfuerzos de prevención específicos”.

Referencia: Williamson L et al. HIV prevalence and undiagnosed infection among community samples of gay men in the United Kingdom: five city comparison. Sixteenth International AIDS Conference, Toronto, abstract MoPe0517, 2006.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD