El embarazo supone un riesgo de infección por VIH para los hombres

Gus Cairns

Los varones que tienen una relación con una mujer con VIH tienen más del doble de probabilidades de infectarse por el virus si su pareja se queda embarazada, según se comunicó en la Conferencia Microbicidas 2010, que se celebra en Pittsburg (EE UU).

El estudio presentado también evidenció que las mujeres sin VIH fueron el doble de propensas a infectarse a través de las relaciones con su pareja si se quedaban embarazadas. Sin embargo, en este caso, el aumento de la incidencia del virus se explica, principalmente, por el hecho de que las mujeres gestantes fueron, en general, más jóvenes (y por tanto más vulnerables al VIH desde el punto de vista biológico), más proclives a haber practicado sexo sin protección y con menos probabilidades de estar empleando anticonceptivos orales.

En el caso de los hombres, la significación estadística del resultado realmente fue algo más sólida tras realizar ajustes en función de la edad, de la práctica de sexo sin protección, de si estaban o no circuncidados y de los niveles de carga viral y el recuento de CD4 de la pareja. Esto implica que, en el caso de mujeres con VIH, el embarazo constituye un factor de riesgo independiente de una mayor probabilidad de transmisión del virus.

Este resultado forma parte de una serie de hallazgos proveniente del estudio Partners in Prevention. Este ensayo -en el que las personas con VIH fueron distribuidas de forma aleatoria para recibir aciclovir o bien un placebo con el objetivo de determinar si la supresión de la infección por el virus del herpes simple tipo 2 (VHS-2) repercutía en una reducción de la transmisión del VIH- no alcanzó su objetivo principal.

Con todo, del mismo se han extraído diversas conclusiones correlacionadas que permitieron arrojar algo más de luz sobre el riesgo de transmisión del VIH entre las personas heterosexuales. En este sentido, se incluye un estudio presentado en la CROI de febrero de este año que mostró que el tratamiento antirretroviral redujo la transmisión del VIH en un 92%.

El presente estudio contó con la participación de 3.321 parejas heterosexuales "serodiscordantes" (en las que un componente tenía el VIH y el otro no). En dos terceras partes de los casos (67%) era la mujer la que tenía el virus.

Durante el ensayo se produjeron 823 embarazos, de los cuales 503 (el 61%) involucraron a mujeres con VIH. Sesenta y cuatro mujeres contrajeron el virus durante el transcurso del estudio (incidencia anual: 3,8%), al igual que 57 hombres (incidencia anual: 1,7%). Un 27% de las infecciones en mujeres se produjeron cuando estaban embarazadas y el 21% de las infecciones en los hombres tuvieron lugar cuando su pareja se hallaba en estado de gestación.

Las mujeres tuvieron una probabilidad 2,1 veces mayor de contraer el VIH cuando estaban embarazadas (intervalo de confianza del 95% [IC95%]: 1,2 – 3,7; p= 0,009). Sin embargo, esta relación perdió significación estadística después de realizar el ajuste (cociente de riesgo [CR]: 1,53; IC95%: 0,84-2,77; p= 0,2).

Los hombres fueron 2,21 veces más propensos a adquirir el VIH cuando su pareja estaba embarazada (IC95%: 1,17 – 4,19; p= 0,02) y este incremento del riesgo siguió siendo estadísticamente significativo después del ajuste (CR: 2,28; IC95%: 1,16-4,46; p= 0,02).

El aumento de la transmisión del VIH de mujer a hombre durante la gestación puede deberse a los cambios fisiológicos e inmunitarios que se producen en la mujer en ese estado, concluyen los autores. No obstante, será necesario llevar a cabo más estudios para confirmar esta hipótesis.

Referencia: Mugo N, et al. Pregnancy is associated with an increased risk of HIV transmission among African HIV-1 serodiscordant couples. Microbicides 2010 Conference, Pittsburgh. Abstract 8. 2010.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD