La ampliación de la cobertura de la terapia anti-VIH resulta muy rentable y podría evitar muchas infecciones

Michael Carter

El aumento de la proporción de los pacientes con VIH que reciben terapia antirretroviral (TARV) podría significar un ahorro de unos 900 millones de dólares en 30 años en la provincia canadiense de la Columbia Británica, y evitaría el 26% de los nuevos casos de infección previstos, según informa un equipo de investigadores en la edición digital de AIDS.

Los autores elaboraron un modelo matemático para predecir el ahorro que supondría el que la proporción de pacientes con VIH y un recuento de CD4 inferior a 350 células/mm3, tratados con antirretrovirales, pasara del 50 al 75%.

Tras apenas cuatro años, el aumento en el número de pacientes tratados resultó rentable y, después de diez años, gran parte de los beneficios en el coste podrían atribuirse al número de nuevas infecciones evitadas.

“Hemos demostrado la posible rentabilidad de la expansión del uso de la TARGA [terapia antirretroviral de gran actividad]”, comenta el equipo de investigadores. “Se ha comprobado que el aumento del tratamiento reduce la incidencia de nuevas infecciones y, a pesar de los costes por adelantado que comporta el empleo de esta terapia, se verificó que esta estrategia es rentable en cuatro años”, añade.

El tratamiento con fármacos antirretrovirales puede suponer que muchos pacientes con VIH tienen una esperanza de vida casi normal. Otro beneficio de la terapia anti-VIH es que puede ayudar a disminuir el número de nuevas infecciones. Esto se debe a que el tratamiento reduce la carga viral y hay muy pocas nuevas infecciones por VIH atribuidas a personas que toman TARGA y han alcanzado una carga viral indetectable.

El acceso al tratamiento y la atención del VIH es gratuito en la Columbia Británica. La epidemia en esta provincia se centra en hombres gays y otros hombres que practican sexo con hombres, personas trabajadoras sexuales y usuarios de drogas inyectables. Asimismo, cabe decir que el número de personas recién diagnosticadas de VIH en la Columbia Británica ha aumentado en los últimos años.

Las actuales directrices recomiendan que los pacientes inicien la terapia antirretroviral cuando su recuento de CD4 se encuentre en la zona de las 350 células/mm3. Los autores prepararon un modelo matemático para determinar los beneficios económicos que se obtendrían a lo largo de 30 años si la proporción de personas elegibles para recibir terapia aumentaba del 50 al 75%.

Se partió del supuesto de que el tratamiento anti-VIH costaría entre 900 y 1.100 dólares por paciente y mes. También se tuvieron en cuenta otros gastos sanitarios.

El modelo, además, incluyó el potencial impacto de la terapia antirretroviral sobre la capacidad de infección.

Según los cálculos de los investigadores, el aumento de la cobertura del tratamiento resultaría rentable tras cuatro años.

Los beneficios económicos acumulados aumentaban con el tiempo y, tras 30 años, el modelo predijo que el ahorro total en gastos sanitarios sería de 900 millones de dólares.

Incluso en el caso de que se incrementara a 1.438 dólares mensuales por paciente el coste de la terapia, la estrategia de aumentar la cobertura de tratamiento seguiría siendo rentable, ahorrando aproximadamente 760 millones de dólares en 30 años.

La mayor parte del ahorro económico durante los primeros años se debió al beneficio individual de la terapia antirretroviral. Sin embargo, con posterioridad, una proporción creciente de los beneficios económicos del aumento de la cobertura de la terapia antirretroviral podría atribuirse a la prevención de nuevas infecciones.

En realidad, el equipo de los investigadores calculó que se podría evitar el 26% de las nuevas infecciones por VIH previstas si la proporción de pacientes elegibles para tomar tratamiento antirretroviral aumentara a un 75%.

“Estos resultados de rentabilidad coinciden con los objetivos de salud pública”, concluye el equipo de investigadores. “Todas las personas elegibles para un tratamiento salvador establecido deberían recibirlo”.

Referencia: Johnston KM, et al. Expanding access to HAART: a cost-effective approach for treating and preventing HIV. AIDS, advance online publication: DOI:10. 1097/QAD.0bo13e32833af85d, 2010.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD