Los efectos de los programas de apoyo a la adhesión podrían ser efímeros

David McLay

Los programas estructurados de counselling pueden ayudar a que las personas con VIH mantengan la adhesión a sus regímenes antirretrovirales, según afirma un grupo de investigadores en un informe publicado en el número de 15 de diciembre de 2007 de Journal of Acquired Immune Deficiency Syndromes. Sin embargo, los autores añaden que, tras la finalización de dichos programas, su efecto podría prolongarse durante apenas unos meses, lo que sugiere que podría ser necesario ofrecer un apoyo constante para mantener unos niveles altos de adhesión a largo plazo.

La adhesión constituye un aspecto crucial del éxito de una terapia antirretroviral (TARV) y se han realizado muchos ensayos para identificar aquellos factores que pueden predecir si una persona mantendrá o no adhesión a su régimen. Sin embargo, existen pocos datos respecto a la eficacia de las estrategias diseñadas para mejorar dicha adhesión.

Para ayudar a cubrir esta carencia, un equipo de investigadores de la organización estadounidense Healthy Living Project investigó asuntos relacionados con la adhesión a la TARV de personas con VIH que participaban en un ensayo de un programa de intervención sobre comportamiento cognitivo diseñado para abordar las actitudes de adopción de riesgos sexuales.

El programa contó con 15 sesiones estructuradas de counselling individual, en cada una de las cuales se exploraron aspectos ambientales, emocionales y conductistas relacionados con la adopción de riesgos. El Módulo Uno (estrés, confrontación y ajuste), que abordó temas relacionados con la calidad de vida, confrontación y desarrollo de redes sociales de apoyo, fue impartido durante los primeros cinco meses del estudio. El Módulo Dos (comportamientos más seguros) trató la evitación de riesgos sexuales y relacionados con las drogas de transmisión del VIH y otras infecciones, así como de la comunicación del estado serológico al VIH. Este Módulo fue impartido entre los meses cinco y diez del estudio. El Módulo Tres (comportamientos de salud) abordó el acceso al cuidado médico, la adhesión a los tratamiento anti-VIH y la participación en decisiones de atención sanitaria. Este módulo final se realizó entre los meses 10 y 15. Posteriormente, las personas participantes recibieron seguimiento hasta el mes 25.

Más de 3.800 participantes con VIH fueron distribuidos de forma aleatoria para recibir el programa de counselling o para no recibir ningún tipo de counselling. El equipo de investigadores valoró la adhesión de los participantes a la TARV empleando una encuesta de recuerdo de tres días.

En el actual informe, el equipo de investigadores se centró en los cambios en los patrones de adhesión entre las personas con “baja adhesión”, es decir, los 204 participantes que, al inicio, declararon tomar menos del 85% de sus dosis. La adhesión media inicial en este grupo de pacientes estuvo entre el 60 y el 65% y no varió entre los brazos con y sin counselling.

Al mes cinco, inmediatamente después de impartirse el Módulo Uno, la adhesión media aumentó en ambos grupos: hasta casi el 85% en el brazo de counselling y algo más del 70% en el grupo sin counselling. Esto supuso un mayor aumento estadísticamente significativo de casi el 13% en el brazo de counselling.

Al mes diez, después del Módulo Dos, no hubo diferencias entre los dos grupos, ofreciendo ambos una adhesión media del 80-85%.

Al mes 15, tras el Módulo sobre Comportamientos de Salud, la adhesión media en los participantes que no recibieron counselling se redujo por debajo del 80%, mientras que en el otro grupo se produjo un aumento de hasta casi el 90%, lo que supuso una diferencia significativa del 10% entre los dos brazos del estudio.

Para situar estos resultados dentro de un contexto, el equipo de expertos destaca la existencia de investigaciones previas que han mostrado que un aumento del 10% de la adhesión media estuvo relacionado con un descenso de la carga viral de hasta un 50%, así como un descenso de entre el 20 y el 30% de la progresión a SIDA.

La diferencia entre los dos grupos desapareció entre los meses 20 y 25, registrándose en ambos brazos de estudio una adhesión media del 80-85%.

Al interpretar sus resultados, los autores concluyen que “las intervenciones sobre comportamiento cognitivo pueden mejorar de forma eficaz la adhesión a la TARV, pero los efectos de tal intervención podrían ser efímeros”.

El equipo de expertos declara que el aumento de la adhesión en ambos brazos del estudio no es sorprendente dado el diseño del ensayo. Señalan asimismo que, dado que el grupo seleccionado para la inclusión en el ensayo era la fracción de la población que mostraba una baja adhesión, con el tiempo ésta podría aumentar de forma natural hacia la convergencia con la media total. Además, también proponen que la repetida valoración de la adhesión podría haber contribuido a que ésta creciera en ambos grupos simplemente al aumentar la conciencia de los participantes al respecto.

De cualquier modo, el equipo de investigadores asegura que los datos respaldan la conclusión de que la intervención tuvo un efecto que estuvo por encima y fue más allá del efecto de convergencia con la media o los efectos no específicos de la valoración ya mencionados.

Referencia: Johnson MA, et al. Effects of a behavioral intervention on antiretroviral medication adherence among people living with HIV. J Acquir Immune Defic Syndr 46: 574- 580.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Suscríbete a los boletines

Utiliza este formulario para suscribirte en los diferentes boletines. Si tienes cualquier problema ponte en contacto con nosotros.

Al continuar, confirmas que has leído el aviso legal y aceptas la política de privacidad.

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD