Las mujeres tienen una respuesta significativamente mejor que los hombres a la terapia del VIH

Adam Legge

Las mujeres presentan una respuesta significativamente mejor al tratamiento del VIH que los hombres, afirman los autores, españoles, del último gran estudio sobre sesgo por sexo en los resultados del VIH publicado en la edición del 23 de abril de la revista AIDS.

Los primeros indicios que sugerían que hombres y mujeres diferían en sus respuestas a la infección por VIH aparecieron hace 15 años. Numerosos estudios desde entonces han mostrado hallazgos contradictorios. El equipo de investigadores detrás del nuevo estudio ha intentado clarificar el tema concentrándose en un gran grupo de pacientes de 69 hospitales españoles que empezaron con tratamientos similares. Los autores reunieron datos de 2.620 personas infectadas por VIH (el 72% hombres) durante doce meses después de que empezaran a tomar regímenes antirretrovirales similares basados en nelfinavir.

Entre los que estaban tomando una terapia anti-VIH de gran actividad por primera vez, la media de recuento de células CD4 de las mujeres fue superior a la de los hombres (p=0,01). Aunque las mujeres fueron más propensas a alcanzar niveles de carga viral indetectables, la diferencia no fue estadísticamente significativa (p=0,6). La diferencia de sexo fue más señalada en el grupo con experiencia en tratamiento donde de nuevo el promedio de recuento de células CD4 fue mayor en el caso de las mujeres que en el de los hombres, pero la diferencia tuvo sólo una significación estadística limitada (p=0,06). A los doce meses, el 49% de las mujeres con experiencia en tratamiento tuvo cargas virales indetectables frente al 40% de los hombres (p=0,01).

En todos los momentos estudiados a lo largo de los doce meses, las mujeres presentaron constantemente mejores respuestas virológicas e inmunológicas que los hombres, a pesar del hecho de que eran significativamente más propensas a sufrir efectos secundarios por el régimen. La infección por VIH también progresó más lentamente en el caso de mujeres.

Ninguna de estas diferencias podría explicarse por el hecho de que las mujeres tuvieran una mayor adhesión a las terapias farmacológicas, concluyen los autores (Collazos 2007).

En general, las mujeres tendieron a tener menores cargas virales y mayores recuentos de células CD4 cuando iniciaron terapia, pero las diferencias observadas en este estudio se deben también a respuestas inmunológicas a la terapia más fuertes, añaden.

Estudios previos sobre un posible sesgo por sexo en los resultados del VIH han arrojado conclusiones diversas. Algunos han encontrado mayores recuentos de CD4 en hombres y otros en mujeres, mientras que otros no encontraron ninguna diferencia.

Los autores de este estudio afirman que éste cuenta con varias ventajas sobre otros, incluyendo su tamaño. Los factores de tipo étnico o de raza tienen menos probabilidad de influir, ya que el 90% de las personas estudiadas fueron españolas de raza blanca. Y el hecho de que se emplearan 69 hospitales de toda España minimiza el riesgo de un sesgo de tratamiento en un centro.

Referencia: Collazos J et al. Sex differences in the clinical, immunological and virological parameters of HIV-infected patients treated with HAART. AIDS 21: 835-843, 2007.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD