EACS: Los fármacos que penetran en el cerebro actúan mejor contra las enfermedades neurológicas asociadas a SIDA

Gus Cairns

La supervivencia tras un diagnóstico de enfermedad neurológica relacionada con SIDA ha mejorado desde la llegada de TARGA, según se pudo oír recientemente en la XI Conferencia Europea del SIDA (EACS).

Además, los pacientes en regímenes ARV que contenían un mayor número de fármacos que penetraron la “barrera hematoencefálica” y llegaron al sistema nervioso central (SNC) tuvieron mejores tasas de supervivencia.

Sin embargo, el estudio también descubrió que la supervivencia de dos enfermedades (meningitis criptococal y leucoencefalopatía multifocal progresiva [LMP]) no ha mejorado desde los primeros días de TARGA y, en el caso de LMP, ha empeorado ligeramente desde 1998.

Entre las manifestaciones de SIDA más temidas se encuentran las que afectan al cerebro. Sin embargo, Emilie Lanoy, del instituto de investigación francés INSERM, declaró en la conferencia que las tasas de supervivencia de cuatro de ellas (toxoplasmosis, demencia resultante de encefalopatía por VIH, LMP y meningitis criptococal) habían mejorado drásticamente con la llegada de TARGA. La investigadora francesa analizó datos extraídos de la Base de Datos sobre el VIH de Hospitales Franceses, una gran cohorte de pacientes con VIH.

En la era pre-TARGA, afirmó, menos de la mitad de los pacientes diagnosticados de alguna de estas enfermedades podía esperar seguir con vida un año más tarde y, en el caso de demencia asociada con SIDA y LMP, las probabilidades disminuían a una entre cinco. Las tasas exactas de supervivencia pre-TARGA fueron 42%, 23%, 20% y 50% para toxoplasmosis, demencia asociada con SIDA, LMP y meningitis, respectivamente entre 1992 y 1995.

Las tasas de supervivencia mejoraron inmediatamente cuando apareció TARGA. Las tasas de supervivencia a un año para las cuatro enfermedades fueron 73%, 55%, 56% y 76% entre 1996 y 1998. Desde entonces, la supervivencia con toxoplasmosis y demencia por VIH siguió mejorando y, actualmente, la supervivencia a un año se sitúa en el 80% y 70% respectivamente para las dos enfermedades. La supervivencia con meningitis relacionada con SIDA ha mejorado de forma no significativa y actualmente se sitúa en el 86%. Sin embargo, la supervivencia con LMP realmente ha empeorado de forma marginal y actualmente se sitúa en el 49%.

Sin embargo, añadió que contar en el régimen anti-VIH con fármacos que penetran la barrera hematoencefálica mejoró las tasas de supervivencia de forma considerable. Entre los fármacos que penetran dicha barrera, se encuentran AZT, d4T, abacavir, nevirapina, fosamprenavir, atazanavir y, en menor grado, indinavir y 3TC. La mayoría de los otros inhibidores de la proteasa penetran mal, al igual que ocurre con tenofovir, T20 y (extrañamente teniendo en cuenta su toxicidad relacionada con el SNC) efavirenz.

Algunos estudios han sugerido que el hecho de que los fármacos lleguen al SNC no es tan importante por lo que respecta a la mejora de la prognosis de infecciones cerebrales relacionadas con el SIDA y que la mejor terapia es aumentar los recuentos de CD4 tan rápido como sea posible. Ciertamente esto pareció ser el caso, afirmó Laney, pero el hecho de penetrar en el SNC también fue importante.

Asignó puntuación a los fármacos en función de si tenían una penetración buena, moderada o mala en el SNC y los relacionó con el riesgo de muerte, comparando a todos los pacientes con pacientes que tuvieron una "puntuación de penetración en el SNC" de más de 1,15 en su régimen anti-VIH.

Tener una buena puntuación mejoró drásticamente las tasas de supervivencia a un año. Tomando 1996-98 como referencia, el riesgo relativo de muerte por toxoplasmosis, demencia relacionada con SIDA, LMP y meningitis criptococal en 2002-05 fue, respectivamente, un 5% mejor, un 26% mejor, un 4% peor y un 20% mejor. Sin embargo, en el caso de los pacientes con una puntuación de penetración en el SNC superior a 1,15 en su regímenes, estas mejoras fueron del 51%, 51%, 38% y 73%, un aumento muy importante.

Referencia: Lanoy E. Improvement of survival after a neurological AIDS-defining event over time. Eleventh European AIDS Conference, Madrid, abstract PS1/3, 2007.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD