Respuestas virológicas similares con el uso de PegIntron® y Pegasys®

Juanse Hernández
Ver otras noticias

Schering Plough (SP), el laboratorio que comercializa PegIntron® (interferón pegilado alfa-2b), distribuyó el pasado martes un comunicado de prensa anunciando los resultados preliminares del estudio IDEAL, el primer gran ensayo que realiza una comparación cara a cara entre PegIntron® y Pegasys® (interferón pegilado alfa-2a), comercializado por Roche.

La terapia combinada con PegIntron® más ribavirina (RBV) o Pegasys® más RBV constituye el actual estándar de cuidado para la infección crónica por hepatitis C, al menos para los países más favorecidos que disponen de ellas.

Aunque los resultados de algunos estudios han inclinado a veces la balanza hacia uno u otro producto dependiendo, en parte, de las poblaciones de pacientes estudiadas, los dos interferones pegilados se han considerado, por lo general, más o menos equivalentes en términos de seguridad y eficacia (véase La Noticia del Día 08/10/07), y la elección de uno u otro ha dependido del criterio del propio especialista sobre la base de su propia experiencia en el uso de estos medicamentos y de su disponibilidad.

Según el comunicado de prensa de Schering-Plough, en personas con genotipo 1 del virus de la hepatitis C (VHC) sin experiencia en el uso de tratamiento para este virus, se observaron tasas similares de respuesta virológica sostenida (RVS) después de un período de hasta 48 semanas de terapia combinada con PegIntron® y Rebetol® (RBV de Schering-Plough) o Pegasys® y Copegus® (RBV de Roche).

El estudio IDEAL es un ensayo clínico de Fase IIIb, de distribución aleatoria, que inscribió a 3.070 personas estadounidenses con genotipo 1 del virus de la hepatitis C –uno de los genotipos que responde peor al tratamiento–, y que eran naive a la terapia anti-VHC. De los participantes, un 82% tenía una carga viral del VHC ≥ 600.000 UI/mL, un 11% presentaba fibrosis o cirrosis F3/F4, y un 19% era de etnia afroamericana. Ninguno de los participantes estaba coinfectado por el VIH.

Los participantes fueron distribuidos de forma aleatoria a uno de los tres regímenes de tratamiento siguientes:

1- PegIntron®(1,5 μg/kg/semana [la dosis estándar]) más Rebetol® (de 800 a 1.400 mg/día [una dosis en investigación ajustada según cuatro categorías de peso corporal]).

2- PegIntron® (1,0 μg/kg/semana [una dosis en investigación más baja]) más Rebetol® (de 800 a 1.400 mg/día [igual que en el brazo 1]).

3- Pegasys® (180 μg/semana) más Copegus® (de 1.000 a 1.200 mg/día según el peso [dosis estándar para ambos productos]).

La dosis estándar de Rebetol® es de 800mg al día, pero en el estudio IDEAL se ha experimentado con un rango de dosificación de Rebetol® que va de los 800 a los 1.400 mg/día. Para Copegus®, se utilizó la dosis estándar: 1.000 mg/día para personas que pesan < 75kg o 1.200 mg/día para las que pesan ≥ 75kg.

En este estudio, un poco más de la mitad de los participantes (1.598/3.070; 52%) recibió la misma dosis de RBV (Rebetol® o Copegus®) teniendo como base sus pesos. No obstante, un 39% de las personas que formaban parte del brazo de Pegasys® recibió la dosis más alta de RBV en comparación con un 9% de las personas incluidas en los dos brazos de PegIntron®.

Los participantes recibieron la terapia combinada durante un período de hasta 48 semanas y se les realizó un seguimiento posterior de 24 semanas. Se definió la respuesta virológica sostenida, que fue el criterio principal de valoración del estudio, como ARN del VHC indetectable a la semana 24 después de la finalización del tratamiento. En los casos en los que no se dispuso de datos a 24 semanas, se utilizaron los datos a 12 semanas desde la conclusión de la terapia.

Según el comunicado de prensa, la RVS fue similar para los tres regímenes de tratamiento: un 40% para el brazo de 1,5μg de PegIntron®, un 38% para el de 1,0μg de PegIntron® y un 41% para el de 180μg de Pegasys®. Por otro lado, el comunicado de prensa de Schering-Plough también informa de que las personas que recibieron PegIntron® tuvieron menos probabilidades de experimentar una recaída virológica después de la finalización del tratamiento que aquéllas que tomaron Pegasys (24% frente a 20% frente a 32%, respectivamente). En el comunicado no se mencionan datos estadísticos de interés (valores p o intervalos de confianza [IC]) ni el momento en el que se produjo la recaída.

La RVS fue también similar en aquellos participantes que recibieron dosis equivalentes de ribavirina sobre la base de su peso (40% frente a 38% frente a 38%, respectivamente). Además, según el comunicado de prensa, con dosis equivalentes de RBV, menos personas tratadas con PegIntron® y Rebetol® experimentaron una recaída tras finalizar el tratamiento en comparación con las que recibieron Pegasys® y Copegus® (22% frente a 20% frente a 35%, respectivamente).

En general, las tasas de efectos secundarios fueron similares en los tres regímenes de tratamiento, y también las interrupciones del mismo como consecuencia de dichos efectos (13% frente a 10% frente a 13%, respectivamente). Entre los efectos secundarios que más se comunicaron en los tres brazos del estudio, se incluyen síntomas similares a la gripe.

Las respuestas al comunicado de prensa de Schering-Plough han sido inmediatas por parte de los activistas en tratamientos del VHC, médicos y, por supuesto, del laboratorio competidor, Roche, que el mismo día distribuyó un comunicado de prensa comentando los resultados preliminares del estudio. En líneas generales, todos ellos piden cautela en la interpretación de los datos y advierten que, como está diseñado el ensayo, los tres brazos del estudio no son del todo comparables, sobre todo porque los participantes que tomaron PegIntron® recibieron un rango más amplio de dosis de RBV (800-1.400 mg/día) según el peso corporal (lo que podría reducir el riesgo de recaídas) en comparación con los que tomaron Pegasys®, los cuales recibieron un rango de dosis más estrecho (1.000-1.200 mg/día).

Por otro lado, la reducción de la dosis de RBV, un enfoque que se emplea para tratar la anemia asociada al uso de este medicamento, se manejó de forma diferente según el producto utilizado. En el brazo de Pegasys® y Copegus® se usaron dosis estándar, en cambio, en los dos brazos de PegIntron® y Rebetol®, el empleo de una dosis experimental de RBV ajustada al peso y el manejo de los efectos secundarios podrían haber evitado desde el principio la reducción de la dosis o la interrupción del tratamiento. No obstante, todavía no hay suficientes datos para determinar si estas diferencias tuvieron o no un efecto sobre la respuesta al tratamiento o las tasas de recaída.

Según Tracy Swan, coordinadora de los programas sobre coinfección del Grupo de Acción en Tratamientos (TAG, en sus siglas en inglés), los resultados del ensayo IDEAL serían útiles si ayudaran a optimizar el tratamiento para la hepatitis C. Y añade: “Schering-Plough no debería continuar centrándose en las tasas de recaída y sí en los resultados últimos, es decir, si las personas con VHC aclaran o no la hepatitis C con la terapia. Desviar la atención hacia un aspecto de los datos que parece favorecer a sus productos podría confundir tanto a médicos como a pacientes y hacer que las decisiones sobre el tratamiento del VHC –que son ya bastante complicadas- sean todavía más difíciles. En el mundo real, las personas con VHC quieren saber si un tratamiento funcionará bien, qué efectos secundarios y toxicidades pueden esperar y cómo tratarlos.” Unas respuestas que, si el estudio IDEAL puede ofrecerlas, habrá que esperar a los resultados definitivos.

Fuente: Aidsmap / Hivandhepatitis.com / Elaboración propia.

Referencia: Comunicado de prensa de Schering, Schering-Plough reports top-line results of the IDEAL study, 14 de enero de 2008.

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD