Especial Glasgow 2006: lunes, 13 de noviembre de 2006

Núria Rodriguez, desde Glasgow, Reino Unido.
Ver otras noticias

La ceremonia de apertura del VIII Congreso Internacional sobre Terapia Antirretroviral se centra en la evolución de la epidemia

Ayer, 12 de noviembre, tuvo lugar la sesión inaugural en el Centro de Convenciones de Escocia (Glasgow) del VIII Congreso sobre Terapia Antirretroviral, reconocido como uno de los más importantes en el abordaje del VIH a escala internacional en el que se han inscrito más de 3.000 delegados procedentes de 70 países.

Esta sesión fue presidida por el profesor K. Michael Spyer, de la Facultad de Medicina de la Universidad de Londres (University College), quien inició su intervención recordando que se han cumplido 25 años desde la definición del primer caso de SIDA en el mundo, y que también llevamos ya una década de tratamiento ARV. Las siguientes intervenciones, se ocuparon del pasado, presente y futuro de la infección por VIH y sus tratamientos.

El profesor Paul Sharp, del Instituto de Genética de la Universidad de Nottingham, realizó una apasionante ponencia sobre los orígenes del virus que ha dado lugar a la epidemia del siglo XX. Para llegar a comprender la evolución que dio origen a los virus humanos, fue necesaria la realización de minuciosos análisis filogenéticos del VIS (Virus de Inmunodeficiencia Simia) a partir de muestras recogidas en poblaciones de primates no humanos, hasta describir el proceso de recombinación entre especies de simios (arbóreos y terrestres) que posteriormente se transmitió a huéspedes humanos, dando lugar al VIH en sus formas 1 y 2

En segundo lugar, el doctor Roy Gullick, de la Universidad de Cornell, Nueva York, realizó un repaso de algunos temas controvertidos en torno al acceso, uso y manejo de los fármacos ARV. A pesar de que en la actualidad contamos con 25 medicamentos, 3 de los cuales están en programas de acceso expandido (o a punto de estarlo), solamente una cuarta parte de los 6,5 millones de personas que en estos momentos los necesitan pueden acceder a ellos.

Por otro lado, señala Gullick, aunque se han logrado grandes progresos en la investigación y atención del VIH seguimos teniendo preguntas de difícil respuesta sobre el uso de los ARV (cuándo empezar, con qué fármacos, por cuáles cambiar, y etc.) que reclaman la investigación de nuevas herramientas diagnósticas como la TDM o los análisis genéticos.

Por último, el director del Departamento de VIH/SIDA de la OMS, el Dr. Kevin de Cock, cerró la sesión planteando la pregunta sobre “¿adónde nos dirigimos con la prevención, el tratamiento y atención a escala mundial?”, y describiendo la escalada de la epidemia y la respuesta global hasta la fecha en términos del necesario aumento de recursos y de acceso a ARV.

Según el Dr. De Cock, en un mundo complejo como el nuestro, donde aparecen continuamente nuevas amenazas, está claro que todavía hay mucho por conseguir, aunque parece que empieza a producirse cierto compromiso global en pos del acceso universal a la prevención, tratamiento y atención del VIH.

De Cock concluyó exponiendo la necesidad de dedicar más recursos también a la investigación de nuevos enfoques biomédicos para la prevención, como la PrEP (profilaxis pre-exposición), métodos de barrera cervical para mujeres, microbicidas, vacunas o administración de aciclovir para el VIH-2.

Fuente: Elaboración propia.

Datos actualizados sobre darunavir

Durante la conferencia de Glasgow se han presentado más datos sobre darunavir (también conocido como TMC-114; Prezista®), el inhibidor de la proteasa de Tibotec (en España, Janssen-Cilag), aprobado en EE UU, y en Europa todavía pendiente, pero en proceso de implementación de acceso expandido.

Los resultados fueron ofrecidos en un simposio comercial satélite organizado por la propia compañía.

En concreto, se ofrecieron datos obtenidos en los ensayos POWER 1, 2 y 3, incluyendo una actualización de los datos a 48 semanas de POWER 1 y 2. Los resultados valoraban la eficacia y seguridad de TMC114/r (darunavir se toma potenciado con 100mg de ritonavir) frente a un IP control seleccionado por el equipo investigador. En ambos casos en combinación con un régimen optimizado de base, que consistió en dos o más ITIN, con o sin enfuvirtida (T-20), y se excluyeron los ITINN.

Los pacientes inscritos en POWER 1 y 2 habían sido pretratados con al menos un IP, un ITIN y un ITINN, tenían una o más mutaciones primarias a los IP y estaban fracasando en regímenes con IP. Ambos ensayos fueron de reparto aleatorio, con control, parcialmente ciegos y multicéntricos. Los criterios de selección de ambos estudios incluyeron a personas coinfectadas con hepatitis B o C, en los que no se produjeron alteraciones significativas de los indicadores de función hepática (niveles de AST y ALT).

En cuanto a otros efectos adversos, los datos a 48 semanas mostraron que TMC-114 tiene un perfil de tolerancia similar al de los IP con que fue comparado, con un menor índice de diarrea y de problemas gastrointestinales, aparentemente.

El primer parámetro de eficacia fue la proporción de personas que alcanzaron ≥1 log de reducción de la carga viral inicial. A las 24 semanas, TMC114/r mostró una actividad antiviral superior a los IP control. El análisis combinado a las 48 semanas de POWER 1 y 2 evaluó la eficacia y la seguridad a largo plazo de TMC114/r 600mg/100mg dos veces al día.

El índice de respuesta podía ser previsto por las características basales de los participantes (perfil genotípico, cambio exponencial [fold change] fenotípico y número de fármacos activos) y fue similar independientemente de si el IP en fracaso fue lopinavir/r, fosamprenavir/r o tipranavir/r.

Darunavir consiguió el objetivo de reducir la carga viral a <50 copias/ml en casi la mitad (45%) de las personas que recibieron el fármaco en ambos estudios, frente al 10% del grupo control, según un análisis por intención de tratamiento. El papel del fármaco en etapas más tempranas de la infección está todavía en estudio, en ensayos de Fase III con pacientes naive o pacientes pretratados que no hayan tomado lopinavir para comparar darunavir/r con lopinavir/r.

Fuente: Elaboración propia.

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD