El tratamiento del VIH reduce la incidencia de LMP y mejora la supervivencia en caso de que se produzca

Michael Carter

Los autores del estudio también descubrieron que el tratamiento antirretroviral produjo una mejora significativa de la duración de la supervivencia en los pacientes diagnosticados de la dolencia.

La leucoencefalopatía multifocal progresiva es una enfermedad del sistema nervioso central provocada por el virus JC. Es muy rara, pero a menudo resulta mortal en pacientes cuyo sistema inmunitario está dañado, como puede ser el caso de los que tienen VIH.

Estudios realizados antes de contar con la TARGA [aparecida a finales de la década de 1990] registraron una prevalencia de LMP del 0,3-0,8% en personas con VIH. Menos de la décima parte de los pacientes sobrevivió más de un año.

Sin embargo, se cuenta con pocos datos respecto a la incidencia de LMP y su mortalidad desde que se dispone de TARGA. Para remediar esto, un equipo de investigadores del Estudio de la Cohorte Suiza del VIH realizó un estudio para dilucidar estas cuestiones.

La investigación contó con 189 pacientes con VIH diagnosticados de LMP en Suiza entre 1988 y agosto de 2007. La prevalencia de leucoencefalopatía multifocal progresiva fue máxima en el período 1993-1995 (0,9%), justo antes de la aparición de la TARGA en 1996.

Se realizó un análisis de la supervivencia a través del estudio de 159 pacientes. Su mediana de edad fue de 39 años, el 74% eran hombres y el 98% de etnia blanca. Aproximadamente el 50% había desarrollado una enfermedad definitoria de sida antes del diagnóstico de LMP. La mediana del recuento de linfocitos CD4 en el momento del diagnóstico de LMP fue de 60 células/mm3. Entre los 68 pacientes de los que se disponía de información, la mediana de la carga viral fue de cerca de 80.000 copias/mL. Aunque el 70% de los pacientes estaba tomando tratamiento antirretroviral en el momento del diagnóstico de LMP, sólo el 31% recibía una terapia anti-VIH combinada.

En total, noventa y siete pacientes murieron en el año siguiente a su diagnóstico de leucoencefalopatía multifocal progresiva, siendo la mediana del tiempo de supervivencia de 90 días. La tasa de mortalidad a un año fue de 119 muertes por persona-años.

De estas 97 muertes, cincuenta y una fueron atribuibles directamente a la leucoencefalopatía, lo que supone una tasa de mortalidad por ésta de 59 muertes por 100 persona-años. La mediana de tiempo entre el diagnóstico de LMP y la muerte atribuible a esta dolencia fue de 71 días.

Un total de 62 pacientes sobrevivieron durante un año o más después del diagnóstico de la enfermedad. En el caso de 47 de estas personas, se dispuso de datos de seguimiento a largo plazo. La mayoría (83%) presentaba unos daños neurológicos persistentes y sólo ocho personas (17%) mostraron una mejoría clínica.

Por otro lado, el equipo de investigadores comparó las características de los diagnósticos de LMP en las etapas anteriores y posteriores a la introducción de la TARGA.

La mayor parte (56%) de los diagnósticos de LMP se realizaron antes de 1996. La tasa de incidencia de esta dolencia en la Cohorte Suiza del VIH fue de 0,24 por 100 persona-años antes de esa fecha. Este valor se redujo a una cuarta parte (0,06 por 100 persona-años) tras la introducción de la TARGA. Además, la mortalidad atribuible a LMP bajó de 92 a 38 muertes por 100 persona-años, un descenso de aproximadamente el 50%.

El primer conjunto de análisis estadísticos realizado por los investigadores evidenció que los pacientes tratados con una terapia antirretroviral combinada eficaz (p <0,001), y los diagnosticados de LMP a partir de 1996 (p= 0,02), presentaron un menor riesgo de sufrir una muerte atribuible a dicha dolencia a lo largo del año siguiente al diagnóstico que los que no recibieron dicha terapia o fueron diagnosticados con anterioridad, respectivamente.

Cuando se tuvieron en cuenta aspectos como la edad y el recuento de células CD4, el único factor que siguió estando vinculado con un menor riesgo de muerte fue el uso de la terapia anti-VIH combinada (p= 0,01).

También se analizaron los factores relacionados con la mortalidad por cualquier causa. El primer análisis evidenció que un recuento de CD4 por encima de 100 células/mm3 (p= 0,044), el uso de una terapia combinada (p <0,001) y el diagnóstico de LMP a partir de 1996 (p= 0,01) fueron factores que estuvieron relacionados con una menor mortalidad por cualquier causa. En análisis posteriores, teniendo en cuenta aspectos como los niveles de CD4 y la edad, se comprobó que sólo un recuento de CD4 superior a 100 células/mm3 y el empleo de terapia antirretroviral combinada (p= 0,006) siguieron siendo significativos.

“La introducción del tratamiento anti-VIH combinado en Suiza en 1996 estuvo relacionada con un descenso de la incidencia de LMP de cuatro veces, hasta dejarla en el 0,06%”, escriben los autores. Y añaden: “El descenso de la incidencia de leucoencefalopatía a partir de 1996 viene a respaldar la idea de que la conservación de las funciones inmunitarias en general mediante la terapia antirretroviral combinada constituye un factor clave en la protección frente a la aparición de LMP”. El equipo de investigadores también se refirió a la reducción de la mortalidad atribuible a la leucoencefalopatía multifocal progresiva desde la introducción del tratamiento anti-VIH eficaz, señalando que la tasa de mortalidad a un año se redujo a la mitad.

Por último, los autores concluyen: “Los resultados de este estudio, que abarca 20 años (…), demuestran que la introducción de la terapia antirretroviral combinada ha conducido a un descenso de la incidencia de LMP entre los pacientes infectados por VIH y ha reducido la mortalidad a un año atribuible a la leucoencefalopatía, con independencia del recuento basal de células-T CD4”.

Referencia: Khana N, et al. Incidence and outcome of progressive multifocal leukoencephalopathy over 20 years of the Swiss HIV Cohort Study. Clin Infect Dis. 2009; 48: 1.459-1.466.

Traducción: Grupo de Trabajo sobre Tratamientos del VIH (gTt).

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD