Reflexiones

Lady

La palabra VIH asusta, y mucho. De repente tu vida da un giro de no sé cuántos grados y todo es diferente. El miedo te invade de una forma que no sabes que existía, donde llorar no es suficiente. Tienes dudas sobre a quién decir o no decir de tu nueva condición, pero nada ha cambiado eres el mismo.

Tienes ganas de gritar y lo haces. Te acuerdas de lo tonta que fuiste cuando te infectaste.
Pierdes mucho peso, estás luchando por tu vida, eres feliz por eso. También te vuelves más empático, entiendes cosas que antes no entendías.

Sabes que dios siempre está contigo, por eso no está de más una oración.

Aún no inicio tratamiento y más o menos llevo 12 años como portadora. Hace una semana se confirmaron mis resultados.

Mi familia me apoya totalmente, gracias a ellos podré llevar adelante todo. Son mi fuerza.

Deja un comentario

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD