No dejen que el VIH controle su vida

Anónimo - Medellín

Toma el ratico de leerme, te puede servir. Soy de Medellín (Colombia), tengo 26 años y llevo cinco viviendo con el VIH.

Me enteré en diciembre, una fecha muy especial para ti [virus]. Por malas decisiones me tocó a mí y lo asumí. Claro, al principio fue muy difícil, me sentía vacío, asqueroso, sin motivos para vivir. Pensé que nadie me volvería a querer o que si contaba mi condición me iban a rechazar. Miles de sentimientos y pensamientos pasaron por mi cabeza.

Decidí empezar mi tratamiento al momento en que me dijeron mi diagnóstico [VIH+]. Consideré que era mejor adherirme al tratamiento estando muy bien de salud. Si bien podría haberlo empezado tiempo después, era consciente de que, si no lo iniciaba, mi carga viral podría aumentar y podría arriesgar la estabilidad emocional de otra persona. Si se lo transmitía a alguien sería una persona muy irresponsable y dañina.

Si han recibido el diagnostico hace poco, les recomiendo que comiencen el tratamiento [antirretroviral] rápido. Les irá mejor si son adherentes al tratamiento. Comencé con un fármaco antirretroviral, pero me fue mal y me lo cambiaron por otro.

Claro que mi vida cambió muchísimo, en todos los sentidos, pero fue mejor conocer mi diagnóstico a tiempo. No todas las personas de mi alrededor lo saben, considero que es algo personal y que está bien contarlo, pero también está bien a quién deciden contárselo. Algún día espero poder ser más visible para las personas que no pueden soltarlo todo. Sé que a muchos les da miedo contarlo a la familia o amigos, está bien, no tienen que hacerlo. Pero también quiero que sepan que si se lo cuentan a alguien se sentirán frescos y tendrán un descanso que les ayudara a superarlo cada vez más.

Por el momento me siento muy bien y actualmente estoy planeando un viaje en septiembre para España. Quiero que sepan que pueden seguir siendo ustedes mismos con o sin diagnóstico, pueden seguir haciendo cosas como una persona normal, tener sexo en todos los sentidos, abrir su mente, viajar, comer, beber y bailar, je, je. Pueden tener una vida normal siempre y cuando estén tomando su medicación. Desde que lo comencé a tomar [el tratamiento], he sido indetectable y llevo una vida normal.

Gracias por leerme. Espero que pueda ayudar a muchos que entran aquí en búsqueda de moral y esperanza.

XOXO

Deja un comentario

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
Janssen
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD