Viramune®

El equipo de gTt

QUÉ ES VIRAMUNE®

Viramune
VIRAMUNE® (nevirapina) es un medicamento antirretroviral para tratar la infección por VIH.

Los medicamentos anti-VIH actualmente disponibles se dividen en varias familias.

VIRAMUNE® es un inhibidor de la transcriptasa inversa no análogo de nucleósido.

POR QUÉ TOMAR VIRAMUNE®

El objetivo de las multiterapias anti-VIH es llevar y mantener la carga viral por debajo de los niveles de detección y aumentar el número de linfocitos T CD4 al fin de restablecer la inmunidad y reducir el riesgo de desarrollar infecciones oportunistas. De esta forma, puede mejorarse el estado de salud.

VIRAMUNE® se prescribe para tomar junto a otros fármacos antirretrovirales.

La adhesión es uno de los mayores problemas de los medicamentos anti-VIH. Debido a la aparición de virus resistentes, es conveniente tomar los medicamentos siempre de una forma regular.

VIRAMUNE®, MODO DE EMPLEO

VIRAMUNE® se presenta en comprimidos de 200 mg, son ovalados y de color blanco mate.

La dosis habitual de VIRAMUNE® es de un comprimido diario durante los primeros 14 días, seguido de dos comprimidos al día (un comprimido cada doce horas). Es necesario seguir este período inicial, pues se ha visto que esto reduce la frecuencia de aparición de exantema (erupción) asociado a VIRAMUNE® .

Si por alguna circunstancia interrumpes tu tratamiento con VIRAMUNE® durante más de 7 días, al reiniciarlo necesitarás empezar de nuevo con una sola dosis de 200 mg de VIRAMUNE® al días, durante los siguientes 14 días.

VIRAMUNE®  se puede tomar con o sin comida.

En el caso de que tengas una enfermedad hepática es importante que lo pongas en conocimiento de tu médico/a. VIRAMUNE®   puede estar contraindicado o requerir una atención especial  cuando existe enfermedad hepática.

VIRAMUNE® debe conservarse en su envase original a temperatura ambiente. También puedes llevarlo en otro frasco o pastillero siempre que sea un recipiente seco y bien cerrado.

Si te olvidas una dosis de VIRAMUNE® y no ha pasado mucho tiempo (hasta 4 horas) intenta tomarla lo antes posible. Luego puedes seguir con el horario habitual. Si queda menos tiempo para la siguiente dosis, se recomienda esperar y tomarla entonces. En ningún caso se recomienda tomar una dosis doble.

En caso de vomitar en el plazo de una hora desde la toma de VIRAMUNE® se recomienda tomar otro comprimido. Si el vómito ocurre más tarde no será necesario volver a tomar el medicamento, VIRAMUNE®   se absorbe con facilidad.

En caso de interrumpir una terapia que incluya VIRAMUNE® éste medicamento debe dejarse primero (una semana, o por lo menos tres días, antes) para evitar que su prolongada vida media en sangre provoque resistencias.

Incluso estando en tratamiento antirretroviral existe el riesgo de transmisión del VIH a otra persona.

EFECTOS SECUNDARIOS

Los efectos secundarios más frecuentemente asociados a VIRAMUNE® son: exantema, reacciones alérgicas, cefalea, náuseas, anomalías en las pruebas de la función hepática y hepatitis.

Durante las primeras semanas de tratamiento con VIRAMUNE® pueden darse reacciones cutáneas y de las mucosas. Estas reacciones suelen ser benignas pero también se han producido reacciones cutáneas graves y que suponen un riesgo para la vida. Estas reacciones han incluido casos de síndrome de Stevens-Johnson (reacción de hipersensibilidad caracterizada por la aparición de exantema muy extendido y agudo y de lesiones dolorosas en la piel y las mucosas, fiebre y malestar generalizado. En los casos graves pueden darse fallo cardíaco, convulsiones, coma y fallecimiento).

Si observas algún tipo de reacción en la piel, es importante que lo comuniques inmediatamente a tu médico/a. En caso de experimentar una reacción severa, puede ser necesaria la suspensión inmediata y definitiva de VIRAMUNE® .

Durante las primeras semanas de tratamiento con VIRAMUNE® también es necesario un estrecho seguimiento de la función hepática, puesto que se han presentado casos de toxicidad hepática grave. Síntomas como las náuseas, color amarillento de la piel (ictericia), heces acólicas (sin color), orina de color oscuro y fatiga muy acusada pueden ser indicios de este tipo de daño. En caso de presentar alguno de estos síntomas es importante que te pongas inmediatamente en contacto con tu médico/a.

El riesgo de problemas hepáticos (principalmente ocurre durante las primeras seis semanas de tratamiento) es más probable en mujeres (mujeres embarazadas inclusive) con recuentos de CD4 superiores a 250 en el momento de inicio del tratamiento. Para los hombres, los problemas hepáticos son más probables si sus recuentos son mayores de 400 CD4. Es recomendable que hables con tu médico/a si tus recuentos de CD4 son superiores a estos niveles y estás planeando comenzar tu primer tratamiento con una combinación que contenga VIRAMUNE® .

VIRAMUNE® Y EMBARAZO

VIRAMUNE®  es un fármaco que ha sido ampliamente empleado durante el embarazo. Sin embargo, es un fármaco que se desaconseja en tratamientos de inicio para mujeres embarazadas con recuentos de CD4 superiores a 250 células/mm3. Puedes hablar de ello con tu médico/a si estás embarazada o estás planeándolo.
 
La lactancia es una vía de transmisión del VIH, por ello se recomienda a las madres con VIH que eviten amamantar a sus hijos.

INTERACCIONES CON OTROS MEDICAMENTOS

VIRAMUNE® no ha de combinarse con: rifampicina (antituberculoso) y ketoconazol (antifúnguico).

La administración conjunta de VIRAMUNE® con cualquier preparado que contenga hipérico (hierba de san Juan), reduce los efectos de VIRAMUNE® y por ello está contraindicado. Los efectos del hipérico se mantienen hasta dos semanas después de haber dejado de tomarlo.

Se recomienda precaución en la toma conjunta de VIRAMUNE® con: fluconazol e itraconazol (antifúnguicos), claritromicina (antibiótico), cimetidina (antiulceroso), rifabutina (antibiótico) y warfarina (anticoagulante).

En la combinación de VIRAMUNE® con lopinavir/ritonavir suele recomendarse un aumento de la dosis de lopinavir/ritonavir (4 cápsulas, dos veces al día con alimentos y junto con VIRAMUNE® ). Tu médico/a realizará los ajustes de medicación necesarios según tu caso.

Los anticonceptivos orales a base de estrógenos (como etinil estradiol) pierden su eficacia al tomarlos junto con VIRAMUNE® .

Si estás tomando metadona es importante que lo pongas en conocimiento de tu médico/a. La combinación con VIRAMUNE® puede hacer disminuir los niveles de metadona en sangre. 

Es importante que tu médico/a sepa todos los medicamentos que estás tomando, incluyendo los suplementos vitamínicos, plantas medicinales o preparados homeopáticos.

Esta información está basada en la Ficha Técnica de VIRAMUNE® aprobada por la Agencia Europea del Medicamento.

Redes sociales

¿No quieres perderte nada?
Síguenos en todas las redes

Gilead
MSD
ViiV
Gilead
Janssen
MSD
ViiV Healthcare
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Abbvie
Gilead
MSD